Última actualización en enero 28, 2022 por Patricia H. E.

Vídeo

Transcripción

    — He visto parte de mí en cada uno de los que han preguntado. Aprecio la respuesta que me dio toda la información que necesitaba, de modo que pudiese tener esta conversación contigo ahora. Tengo una fuerte inspiración para venir y tener una conversación contigo hoy, y sentí que se iba formando, casi como si estuviese entrando en órbita, y sintiéndome llamado a casa en las últimas semanas.

     — Entonces, cuando vino la idea, te hizo sentir muy bien.

     — Se sintió muy bien.

     — Entonces sabías con certeza que estabas en el modo receptivo de la Fuente de Energía cuando llegó ese pensamiento.

     — Sí.

     — Esther se pregunta todos los días, muchas veces al día: Cuando viene una idea, ¿de dónde viene? ¿En qué modo receptivo estaba? ¿Estaba en un disco de alto vuelo cuando lo recibí, o en un disco de bajo vuelo cuando lo recibí?

     Entonces, disco de alto vuelto, ¿y recibiste una pregunta, una charla?

     — Recibí muchas preguntas, y luego, al continuar meditando todos los días, y yo hago como una práctica cada día en donde me siento con mi diario, y pienso diferentes cosas, y practico pensamientos diferentes, y veo si me puedo colocar en un estado de sentirme bien. Y esta semana obtuve una respuesta tras otra, y estaba como… “Demonios, no tengo una pregunta para Abraham.”

     — Queremos darte una sugerencia, porque cuando meditas y tranquilizas tu mente, estás en modo receptivo. Y cuando esos pensamientos comienzan a descargarse, y comienzas a recibir, es una cosa maravillosa. Y entonces, si sientes la inclinación, ahí es cuando tomas tu diario y dejas que tus pensamientos se desarrollen un poco más. La secuencia de meditación y luego escribir en tu diario, es mucho más poderosa que escribir en tu diario antes de tu meditación.

     — Entonces, yo típicamente medito, pues es una de las primeras cosas que hago en la mañana. Y luego voy y me siento en mi cafetería favorita, saco mi diario ahí, y luego de cierta forma paso a este ejercicio. Una de las cosas que he notado en mis meditaciones; he estado meditando por más de 10 años, y lo he disfrutado y me siento muy bien, y continúo sintiéndome mejor y mejor, y he llegado a sentirme súper bien.

     — Hay un nuevo énfasis, porque la meditación ha existido desde siempre. Y hay maestros enseñando eso más que cualquiera otro tema, en este reino de espiritualidad, etc. Pero lo que queremos que entiendas ahora, y la conversación vanguardista que estamos todos teniendo sobre la meditación, es que la meditación es el medio hacia el modo receptivo. Eso es lo que es. Es el medio hacia el modo receptivo. Es el medio hacia el “Tú” expandido. Es el medio hacia todo tu ser. Es la ruta directa hacia tu vórtice. Es la ruta directa hacia dejar tu vórtice abierto y comenzar a canalizarlo hacia tu experiencia de vida. Y hay muchas conversaciones diferentes sobre meditación, pero esto es lo que es hoy la meditación. Eso es lo que queremos que entiendas. Es el modo receptivo de lo que está en el vórtice, y es mi camino alegre el presenciar el despliegue de estas manifestaciones. 

Digamos que hay mil piezas hacia la manifestación de algo, y digamos que 999 de ellas están en el modo de transformarse, y una de las 1000 está cuando estalla en una manifestación. ¿No crees que deberías estar disfrutando sus 999 piezas, y no solo contar con la que se manifiesta en la manifestación completa?

     Solo queremos que no subestimes, y queremos que sobre acentúes, tanto como tus oídos puedan oír, la ventaja de hacer todo y lo que sea que puedas por llevarte al modo receptivo de quien realmente eres, porque esa es la única manera en la que serás el ser mixto que naciste para ser. Esa es la única manera. Tu ser entero está manteniendo una conversación con alguien, o tu ser entero está en el proceso de crear algo que será beneficioso globalmente.

Quizás te gustaría:  Entrénate en esta expectativa poderosa y todo se iluminará

     — Y pienso que realmente estoy deliberadamente enfocado en estar en el modo receptivo más a menudo, y esa es mi intención detrás de la meditación. Y a medida que me siento a meditar y calmar mi mente, llego a sentirme bien. A veces llego a ver la luz, y a sentirme desprendido, cosas así. No llego a un estado en que recibo pensamientos claros o impulsos la mayor parte del tiempo.

     — De eso es de lo que te estamos hablando, porque queremos que empieces a esperar eso. Queremos que esperes la sutileza al principio, de ideas que sabes que no son tuyas propias. Queremos que te muestres qué tan fácil es para ti el llegar al modo receptivo. Queremos que andes en tu vida sabiendo que eres una extensión de la Fuente de Energía, y que estamos todos juntos en esto. Porque cualquier cosa menor a esa sería mediocre, en comparación.

     — Y eso es lo que yo también quiero.

     — Sí. Bien, eso es lo que tienes una buena parte del tiempo. Tenemos algunas preguntas para ti, ya que no has llegado con ninguna pregunta para nosotros todavía.

     ¿Qué te hace ir a la cafetería? ¿Es un hábito, o es un impulso nuevo cada día?

     Esa es una distinción importante, porque si vas porque siempre vas, o si vas porque hay alguien ahí con quien te vas a encontrar. Esa es una razón diferente que el tener un impulso de tu Ser Interior, porque tu Ser Interior —te lo prometemos— no va a enviarte al mismo lugar todos los días, porque las cosas que quieres están en diferentes ubicaciones.

     — Sí, porque termino mi meditación y digo: ¿Por qué no obtuve un fuerte impulso? ¿Ahora qué haré el resto del día?

     — Entonces no estás en el modo receptivo, ¿no? Entonces están actuando por mero hábito, cosa que la mayoría de las personas hacen.

     Eso significa que con todos los años que has estado meditando, y todas las diferentes maneras de abordar la meditación. Ahora está esta nueva manera de acercarte a ella, la cual es calmando tu mente y permitiéndole a la mente de tu Ser Interior ser dominante; y si tu mente está inactiva, y la mente de tu Ser Interior es dominante, recibirás un impulso.

     — Entonces, ¿cómo puedo modificar mi práctica de meditación para lograr eso?

     — Debes calmar tu mente. Tu mente no se está calmando. Y la mayoría de las personas no están calmando su mente en meditación, porque están tratando de visualizar algo, o están tratando de hacer que suceda algo en la meditación. Es como rezar y suplicar, (estamos exagerando, porque no es una comparación perfecta), pero es como una oración en la que estás suplicando por un resultado o una mejoría. No estás en el modo receptivo cuando estás suplicando por algo. Mientras que en una oración de apreciación estás en el modo receptivo.

     ¿Ves hacia donde vamos?

     La atracción es pedir y permitir al mismo tiempo.

     — He estado escuchando tu coaching en meditación, y lo he estado aplicando a mis prácticas de meditación, pero claramente no estoy calmando por completo mi mente. Así que, ¿qué más recomiendas?

     — Quizá estás escuchando algo diferente a lo que crees. Indudablemente has oído la historia, que hemos contado tanto, acerca de Esther recibiendo un impulso después de su meditación, a hacer sonar su equipo de sonido, y luego lo hizo, lo que la llevó a descubrir el rap, y su descubrimiento de hacerlo sonar fuerte en su patio.  Y luego, al día siguiente, en meditación, ella obtuvo el más fuerte impulso de mover todos los muebles de su casa, lo que la llevó a necesitar que alguien la ayudase a hacerlo, y luego, cuando llegaron a ayudarla, se la llevaron muy bien, pasaron un muy buen rato, y uno de ellos era rapero. 

Quizás te gustaría:  Tus hijos saben que saben ~ Abraham Hicks

Entonces, ahora Esther toca la música rap y lo engancha a él. Y él dice: ¿Qué haces? Porque ella es rara y feliz y próspera y rara. Y ella le dijo: “Soy profesora”. “¿Y qué enseñas?” “Rap.” Por supuesto que ella está bromeando con él. Pero esos dos días de recibir la llevaron a la cosa que más le importa en toda su vida, la cual es ser valorada por alguien que está preguntando y está listo para oír. 

Entonces, el Ser Interior de ella y el de él solo dirigieron el encuentro. Pero este es el punto que te estamos poniendo.                  Vino a Esther, todo evolucionó en dos días seguidos de meditación, donde el impulso era solo … casi lo que llamarías un impulso frívolo y tonto. De repente Esther está ávida por entender cómo funciona su equipo de sonido. Estuvo en su casa por 10 años y nunca lo entendió. Y de repente ella no puede pasar un día más sin entenderlo. 

Así que se sentó, y con claridad siguió su camino hacia allá. Bien, nosotros la estábamos ayudando, porque sabíamos cómo funcionaba. Pero ella tenía que querer saber cómo funcionaba. Entonces la estábamos guiando hacia el deseo de que funcionara, de que lo entendiese. Y debido a que ella estaba en el modo receptivo, ella captó nuestro entusiasmo sobre esto, y lo siguió. ¿Ves hacia donde vamos?

     Y luego, al siguiente día, 24 horas luego, ella está meditando de nuevo. Ella sale de la meditación con este deseo voraz de mover los muebles de su casa. Eso no tenía ningún sentido. Esos muebles fueron muy cuidadosamente colocados. Toda pieza fue medida, toda pieza fue comprada, toda pieza fue delicadamente colocada en relación con los otros lugares. No había mejor manera de colocar esos muebles en esa casa que como estaban, pero Esther de repente quiso moverlo todo. ¿Por qué? Porque sabíamos que había un agente de mudanzas que era rapero, que era estudiante, y un buscador. Y Esther es una profesora, y una oferente dispuesta, y nosotros sabíamos que sería bueno que ellos dos se juntaran. Y esa fue la mejor manera de juntarlos a ambos.

     Él es un rapero, y ahora Esther también lo es. Él es un agente de mudanzas, Esther necesita uno. Ellos se unieron, se divirtieron mucho; ellos están juntos por horas. Primero movieron todos los muebles y luego movieron la mayoría de los muebles de vuelta a donde estaban.

     Oh, sí, creo que estaban bien como estaban al comienzo, pero ese no es el punto. Ese no es el punto. El punto es que se divirtieron moviendo las cosas, y eso es lo que tú estás haciendo, divirtiéndote moviendo cosas.

     Entonces, el punto que estamos haciendo contigo, que realmente queremos que escuches, que es la respuesta a la poderosa pregunta que hiciste, es que este recibir información no siempre suena como los pergaminos ocultos. No siempre suena como la cura para alguna enfermedad mortal. A veces solo es la diversión de mover muebles alrededor, porque es el camino a algo más, es el camino a algo más, el camino a algo más.

 Y quieres estar contento por estos caminos, porque si solo vas de donde estás hacia donde quieres estar, habrías terminado. Ese está muerto. Él quería, él recibió, ya se terminó. No es así, ¿cierto? Porque se trata del sentimiento de la vida moviéndose a través de ti. Son las manos en la arcilla. Es el “tú” recibiendo la Energía que crea mundos, y haciéndola fluir por tu consciencia, por tu enfoque, para tus resultados. 

Quizás te gustaría:  Palabras poderosas que te traen todo lo que quieres

No porque eres valioso, sino porque puedes ser algo más que valioso. No porque alguien te está definiendo como una mejor persona que la que eras hace un minuto, sino porque tienes todo alineado. Estás en sintonía. Estás en sintonía con la frecuencia. Tú entendiste quién eres. Tú cumpliste tu propósito de vida. Tú cumpliste tu propósito de vida. Tú cumpliste tu propósito de vida. Tú cumpliste tu propósito de vida. Tú cumpliste tu propósito de vida al sincronizarte con quien eres, porque ese es tu propósito de vida. No tienes todo aquí descifrado que es hacia donde vas. Tu propósito de vida es alegre evolución, alegre evolución. Tu propósito de vida es nunca—terminable. Ese es tu propósito de vida. Nunca haber terminado. Nunca terminable. Son solo los humanos los que se sienten cansados cuando decimos eso.

     ¿Sirve de ayuda?

     — Sirve de ayuda, y saber eso y haber oído eso de seminarios pasados… Quizá no estoy completamente calmado en mi mente, porque no estoy siquiera oyendo los… no estoy recibiendo… Estoy al tanto de que estoy recibiendo impulsos que son más mundanos.

     — Déjanos hacerte algunas preguntas. Cuando te sientas, ¿estás cómodo?

     — Sí.

     — ¿Es temprano en el día?

     — Sí.

     — Y apartas este tiempo deliberadamente de modo que no haya nada molestándote.

     — Sí.

     — Y, ¿te estás enfocado en algo?, solo por un momento, estás enfocado ese sonido en el cuarto, ¿puedes oírlo? Solo eso.

     Leve desprendimiento, ¿sientes un leve desprendimiento? ¿Está tu mente preguntándose?

     — Un poco.

     — Enfócate de nuevo en ello. ¿Se siente tu cuerpo un poco diferente? Realmente se lo estoy preguntando a todo ustedes. Algunos de ustedes se sienten así.

     ¿Te sientes un poco menos consciente? Es más difícil para ti, estás en el centro de atención, pero, ¿sientes algún impulso para moverte?

     — Sí.

     — Un impulso, no realmente un pensamiento. No un pensamiento definible, solo un impulso.

     Ahora, si tus ojos estuviesen cerrados, sería más evidente para ti.

     Es como una disposición a pensar ningún pensamiento; una disposición a sacar tiempo para no hacer nada; el valor de no necesitar ser productivo; el valor de solo ser; el valor de solo permitir que la Fuente se envuelva alrededor tuyo; el valor de solo ser. Una disposición a no necesitar ser activo; una disposición a no necesitar hacer nada; una disposición a solo sentarte en el éter; una disposición a solo dejar que la fuente se envuelva alrededor tuyo y a través tuyo. Una disposición a solo esperar hasta que haya un impulso, y una disposición a dejar que esté bien si no lo hay. Una disposición a dejarlo ser, sea lo que sea, sin ningún control de él, sin tratarlo de hacer algo, sin tratar de entenderlo, solo dejarlo ser ese espacio silencioso donde no hay nada para ti por hacer, nada que necesite ser hecho, nada que deba ser hecho, nada que no haya sido hecho, nada que haya tenido que haber sido hecho mejor, solo un deseo de sentarte ahí y ser. Solo sentarte ahí y ser, tú y la Fuente de Energía solo siendo, tú y la Fuente de Energía solo sentándose ahí y siendo. La Fuente de Energía solo fluyendo a través de ti, a cada célula; cada célula en tu cuerpo siendo refrescada y levantada. No pensando en ello, solo está sucediendo. No es tu trabajo, no es algo para que pienses en hacer. Es solo algo que estás dejando ser.

Audio MP3 + Transcripción PDF

Disfruta de este, y muchísimos más mensajes de Abraham que no dejan de maravillar cada momento de tu vida, en tu mobile, tableta o reproductor de MP3.

Y además profundiza aún más con la transcripción en PDF incluida en formato optimizado para tus notas y reflexiones.

audio + pdf abraham hicks en espanol

¿Para qué habrías de querer los recursos multimedia?

Con el audio y el texto obtienes facilidad, conveniencia y portabilidad de puros buenos momentos! Este material es para volver a saborear —leer, escuchar y releer y reescuchar. Cada vez aprendes algo nuevo, aún si ya has oído el mismo clip varias veces antes. Con cada escucha te vuelves más sabi@ y vives más feliz!

Vídeo original

Créditos

Audio original propiedad de Abraham-Hicks ♥ Usado con permiso estipulado en su canal de YouTube http://www.youtube.com/AbrahamHicks

Producción vídeo, traducción y doblaje al español © TuVidaAhora.com, propiedad de Patricia y Roberto Espinoza. Derechos reservados.

Pin It on Pinterest

Share This